¿En qué consisten los exámenes de alergias?

Usted estornuda, respira con silbidos y tose. Tiene picazón en los ojos y congestión en la nariz. Cuando visita a su médico, le dice que sufre de alergias. Pero para averiguar exactamente lo que lo hace reaccionar así, necesitará someterse a algunos exámenes alérgicos.

¿En qué consisten los exámenes de alergias?
Si es alérgico, está reaccionando a una sustancia en particular. Cualquier sustancia que pueda desencadenar una reacción alérgica se llama alérgeno. Para determinar cuáles sustancias específicas desencadenan sus alergias, su especialista en alergias examinará en forma segura y eficaz su piel o, a veces, su sangre, usando diminutas cantidades de alérgenos comúnmente problemáticos. Los exámenes de alergias están diseñados para reunir la mayor cantidad de información específica de modo que su doctor pueda determinar a qué es usted alérgico y darle el mejor tratamiento.

¿Con qué alérgenos me examinarán?
Dado que su médico ha realizado un diagnóstico de alergias, usted sabe que uno o más alérgenos están causando su reacción alérgica, con picazón, hinchazón, estornudos, respiración con silbido y otros síntomas. Sus síntomas probablemente son causados por uno de estos alérgenos comunes:

Productos de ácaros del polvo (diminutos insectos invisibles) que viven en su hogar;
Mohos en su hogar o en el aire exterior;
Árboles, césped y polen de malezas; y
Excremento de cucarachas.
Venenos de las picadas de abejas, avispas, chaqueta amarilla, hormigas rojas y otros insectos que pican;
Alimentos;
Látex de goma natural, como guantes o globos; o
Fármacos, como la penicilina.
Los extractos de alérgenos o vacunas empleados en los exámenes de alergias se fabrican comercialmente y están estandarizados según los requisitos de la Administración de Alimentos y Fármacos (Food and Drug Administration, FDA). Su especialista puede examinarlo por alergias a sustancias indicadas anteriormente usando estos extractos de alérgenos.

¿Cuáles son los tipos específicos de exámenes de alergias?
Examen de rasguño o pinchazo—Estos exámenes se realizan en la superficie de la piel. Se rasguña una diminuta cantidad del alérgeno o se pincha ligeramente en la piel. Si usted tiene una alergia, los alérgenos específicos a los cuales usted reacciona causarán que se inicie una reacción en cadena en su cuerpo.

Las personas con alergias tienen un anticuerpo alérgico llamado IgE (inmunoglobulina E). Este agente químico, que sólo se halla en personas con alergias, activa células especiales llamadas células mast. Estas células mast liberan agentes químicos denominados mediadores, como histamina, el agente químico que causar enrojecimiento e hinchazón. Con el examen, esta hinchazón ocurre sólo en los puntos donde la pequeña cantidad de alérgeno al cual usted reacciona ha sido rasguñado en la piel. De este modo, si usted es alérgico al polen de ambrosia pero no a los gatos, el punto donde el alérgeno de ambrosia rasguñó se hinchará y picará un poco, formando una roncha pequeña de aproximadamente 1,5 cm de diámetro. El punto donde se rasguñó el alérgeno del gato en su piel permanecerá normal. Esta reacción ocurre rápidamente dentro de su cuerpo.

Los resultados del examen están disponibles dentro de 15 minutos de realizarlo, así es que no tiene que esperar mucho para averiguar lo que está desencadenando sus alergias. Y no tendrá ningún otro síntoma además de las pequeñas ronchas hinchadas donde se realizó la prueba; esto se disipa dentro de 30 minutos.

Examen de sangre (RAST)—A veces su especialista en alergias efectuará un examen de sangre, llamado examen RAST (radioalergosorbente). Dado que este examen requiere una muestra de sangre, cuesta más, y los resultados no están disponibles con la misma rapidez de las pruebas dérmicas. Los exámenes RAST se usan generalmente sólo en casos en que no puedan realizarse las pruebas dérmicas, como en el caso de pacientes que toman ciertos medicamentos, o aquellos con trastornos de la piel que pueden interferir con el examen.

Pruebas de ingestión—Estas pruebas se realizan sólo si no hay exámenes de alergias específicos disponibles, y el paciente necesita el alimento o medicamento al cual puede ser alérgico. La prueba consiste en que el paciente inhale o trague una diminuta cantidad del alérgeno sospechoso, tal como leche o antibiótico. Si no hay reacción, puede aumentarse la dosis gradualmente. Dado que estas pruebas pueden inducir reacciones alérgicas intensas, sólo se realizan cuando es absolutamente necesario, y debe supervisarlos minuciosamente un especialista en alergias.

La Academia Americana de Alergia, Asma e Inmunología, junto con muchas otras asociaciones, considera algunos métodos de examinar alergias como inaceptables en la medicina. Según una declaración de la AAAAI, estos exámenes inaceptables incluyen los de citotoxicidad, autoinyección de orina, titulación de la piel (método Rinkel), exámenes de provocación y neutralización (subcutáneos) o provocación sublingual. Si su médico planea realizar con usted alguno de estos exámenes, acuda a un especialista en alergias miembro de la AAAAI para que se le administren los exámenes correctos para alergias.

¿Quién puede someterse a exámenes de alergia?
Adultos y niños de cualquier edad pueden someterse a exámenes de alergias. Dado que distintos alérgenos molestan a distintas personas, su especialista en alergias establecerá sus antecedentes médicos para determinar cuál examen es el mejor para usted. Algunos medicamentos pueden interferir con las pruebas dérmicas. Los antihistamínicos, en particular, pueden inhibir algunas de las reacciones de las pruebas dérmicas. El uso de antihistamínicos debe detenerse uno a varios días antes de que se efectúen pruebas dérmicas.

Razones para los exámenes de alergias
Para ayudarle a manejar sus síntomas de alergia más eficazmente, su especialista debe determinar primero lo que está causando su alergia. Por ejemplo, no tiene que deshacerse de su gato si es alérgico a los ácaros del polvo pero no a los gatos, y no necesita tomar medicamentos todo el año si tiene una alergia de temporada a la ambrosia.

Los exámenes de alergias proporcionan información concreta. Y una vez que sepa cuáles son los alérgenos específicos que causan sus síntomas, puede procurar:

evitar exponerse a los alérgenos.
obtener tratamiento médico específico; y
si es necesario, considerar vacunas específicas con el
alérgeno, o "inyecciones del alérgeno."
Su especialista en alergias/inmunólogo puede proporcionarle más información sobre los exámenes de alergias.


Visit the YOOtorials website!
Visit the YOOtheme website!